Sordos

Gobernados como estamos por gentes cuya seña de identidad es destruir lo que otros habían construido, no extraña demasiado leer que el teatro Jovellanos vaya a prescindir de la Orquesta Sinfónica de Gijón. El concepto de la cultura autóctona que predican nuestros gobernantes foristas sólo engloba, al parecer, a la gaita, el tambor, la tonada, la madreña y la castañuela, todas ellas excelentes expresiones musicales. Por lo que se ve, no se consideran igual de autóctonos los directores de orquesta, los violinistas, los clarinetistas o los solistas de cualquier instrumento nacidos en Gijón. Y no se considera rentable que una ciudad que aspira a tener sus propias señas de identidad culturales se permita el lujo de prescindir de una orquesta propia que, dicho sea de paso, tiene un alto nivel de calidad a juicio de solistas internacionales que han actuado con ella y de quienes la han escuchado. No es rentable una orquesta, claro, a dónde va a parar, pero bien que se nos llena la boca hablando de los ímprobos esfuerzos públicos en la promoción de la cultura. ¿TauroMotor en la plaza de toros, con go-gos que enseñan el culo, simpáticos de chigre y bomberos-toreros es la gran apuesta cultural del verano? No es rentable tampoco una biblioteca, una banda de música, un dispensario, una guardería, un festival de cine, o una banda de gaiteros. La “derecha de pérgola y club de tenis”, según redonda expresión de Juan Marsé, que tanto disfruta luciendo sus galas en la ópera de Oviedo, no tiene empacho en prescindir de una orquesta sinfónica parida y criada en esta ciudad llamada Gijón, con músicos de altísimo nivel, y currículo impecable. Y puestos a comparar, no sé lo rentables que son, por ejemplo, las corridas de toros, ni siento por ellas la mínima simpatía, pero me parecería una falta de tacto que el ilustrísimo Ayuntamiento se cargase la Feria taurina de Begoña o, como en Barcelona, se prohibieran los toros. O ¿qué rentabilidad tiene cortar el tráfico para ver procesiones de Semana Santa? Que las hagan en las Mestas. Menudo escándalo se armaría en esta ciudad, por el amor de Dios. Si se desguaza una orquesta no pasa nada, serán todos del PSOE: vagos, rojos y vividores. Este Ayuntamiento sólo oye y habla en FAC mayor, es el único tono que escucha, emitido a golpes de silbato desde su cuartel general. No hay peor sordo que el que no quiere oír.

Anuncios

Un pensamiento en “Sordos

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s